"Oportunidad desperdiciada". La crónica del Girona F.C. 0-0 C.A. Osasuna. Por Jordi Bofill.

Posted by Penya Jandrista GFC On 13:19:00 0 comentarios


Oportunidad desperdiciada

 Por Jordi Bofill


Cierto es que las posiciones de “play-off” siguen a únicamente tres puntos y que el equipo luchará por entrar en ellas en esta recta final de campeonato. Aunque no menos cierto es que, tras el empate sin goles ante Osasuna, el equipo no ha despejado las dudas que genera cuando toca ganar; especialmente en Montilivi. Pese a ser superiores, como tantas otras veces, la falta de efectividad de cara a portería es un lastre demasiado grande de superar, si realmente se quiere aspirar a todo en las diez finales que quedan para terminar la liga.

Pablo Machín repitió el once que goleó al Zaragoza en La Romareda (0-3) pese a la recuperación de un pilar básico en su esquema como es Granell, manteniendo a la pareja Alcaraz-Eloi en el centro del campo. El inicio del encuentro, a diferencia de otras ocasiones, no fue lo intenso que se presumía; quizás por la acumulación de hombres por parte de Osasuna en tareas defensivas, con dos líneas de cinco y cuatro hombres, respectivamente, que dificultaban la triangulación de balón entre los jugadores gerundenses. Las pocas apariciones de Borja García (el jugador más determinante en la faceta ofensiva del Girona), también resultaron determinantes en ese aspecto.

Pese a ello, el cuadro de Machín mereció irse al descanso con ventaja en el marcador. Y, como casi siempre, no fue por falta de ocasiones claras para inaugurar el electrónico. En los mejores minutos de los locales (del 15’ al 30’), suerte tuvieron los navarros de la fortuna y de la buena actuación de Nauzet en la portería. Un remate de Borja que despejó la defensa cuando el balón se disponía a entrar con el posterior remate de Rubén Alcaraz desde la frontal que obligó a una espectacular intervención de Nauzet fue el preludio de un pequeño asedio por parte de los gerundenses.

Un remate de cabeza de Lejeune tras un lanzamiento de esquina que salió fuera y un contragolpe bien dirigido por Clerc, que terminó en un remate de Miguel Flaño (de forma involuntaria) al poste de su propia portería, con un el consiguiente remate de Cristian Herrera bien rechazado por Nauzet fueran las ocasiones más peligrosas antes del descanso. Los navarros, por su parte, se prodigaron poco en ataque. A excepción de jugadas esporádicas por parte de Berenguer y Roberto Torres, quienes se asociaron poco y mal con el único delantero de los de Enrique Martín ayer, Urko Vera, Osasuna no creó peligro en toda la primera mitad.

Justo todo lo contrario que tras el descanso. Pese a seguir dominando claramente el encuentro y disponer de ocasiones más que suficientes para asegurar los tres puntos; las ocasiones más claras de la segunda mitad fueron a cargo del conjunto visitante. Nada más salir de vestuarios, Roberto Torres probó con un disparo lejano a Becerra quien tuvo que intervenir poco después a un lanzamiento de Berenguer que, posteriormente, Lejeune sacó prácticamente en la línea de gol. Eran los primeros avisos serios de un Osasuna que, tras estas ocasiones, volvió a replegar líneas hasta el tramo final.

El técnico soriano, Pablo Machín, realizó dos cambios clave en la mejora del equipo tras el mal inicio del segundo tiempo. Granell y Lekic fueron los elegidos para dar relevo a Eloi y Mata. Con todo a favor, Borja García se entretuvo demasiado cuando se disponía a batir a Nauzet en el primer aviso del Girona en la segunda mitad. Dos ocasiones a balón parado con sendos remates de Lejeune que atrapó Nauzet y de Alcalá, que salió fuera por poco, hacían intuir que el gol no tardaría mucho en llegar. Y, si no llegó, fue por la falta de efectividad en los metros finales. Cristian Herrera dispuso de dos grandes ocasiones que el portero del conjunto navarro se encargó de abortar en los minutos finales para desesperación de los 5.328 espectadores que se acercaron ayer a Montilivi, en la mejor entrada de la temporada.

Y pudo ser peor si Roberto Torres, en el 86’, y en la mejor ocasión visitante, no se hubiera encontrado con el palo en un uno contra uno ante Becerra que Alcalá se vio obligado a rechazar ante el posterior intento de remate. Finalmente, un punto con sabor amargo pese a la buena imagen del equipo gerundense ya que, la victoria ante un rival directo como Osasuna, hubiera permitido dar un golpe de autoridad importante tras la victoria de la anterior jornada. A diez partidos para el final del campeonato, el próximo partido ante el Lugo (sábado, a las 18’00h) será una auténtica prueba de fuego para el conjunto de Pablo Machín.



La frase de Machín: “Debemos de luchar por entrar en los “play-off”.



Girona 0-0 Osasuna

Girona: Becerra, Kiko Olivas, Alcalá, Lejeune, Javi Álamo, Eloi (Granell, 56’), Rubén Alcaraz, Clerc, Borja García (Jairo, 84’), Mata (Lekic, 56’) y Cristian Herrera.

Osasuna: Nauzet, Aitor Buñuel (Javier Flaño, 64’), Tano, Miguel Flaño, David García, Oier, Manuel Sánchez, Otegui (De Las Cuevas, 60’), Roberto Torres, Álex Berenguer (Maikel, 82’) y Urko Vera.

Goles: -

Árbitro: Piñeiro Crespo (Comité Asturiano). Amonestó al local Lekic y a los visitantes David García, De Las Cuevas y Urko Vera.

Incidencias: Jornada 32 de la Liga Adelante. Estadi de Montilivi. 5.328 espectadores.




0 comentarios:

Publicar un comentario