"Orgásmico". La crónica del U.E.Llagostera 0-1 Girona F.C. Por Jordi Bofill.

Posted by Penya Jandrista GFC On 15:41:00 0 comentarios


Orgásmico

 Por Jordi Bofill.


El Girona consiguió la victoria en un intenso derbi al imponerse gracias a un gol de Granell en los instante finales, mediante un penalti muy protestado por los locales. En un partido de mucho contacto y poco fútbol, las mejores ocasiones del partido fueron a cargo de los de Oriol Alsina pese a que el dominio del encuentro lo llevaron los hombres de Pablo Machín, quienes con su victoria confirman su trayectoria ascendente, demostrando que darán mucho que hablar de aquí a final de temporada.

El técnico soriano sabía de la dificultad del encuentro pese a la evidente diferencia entre ambos conjuntos. Con un Llagostera muy necesitado y extra motivado, Machín realizó dos cambios en su once dando entrada a Javi Álamo y Eloi Amagat de inicio. De todos es sabido que el único peligro local llega mediante balones en largo aprovechando rechaces y segundas jugadas; además del potencial que generan en balón parado. Todo lo contrario que su rival ayer, un Girona que pese a las lluvias torrenciales que se esperaban, quiso aprovechar su velocidad y una rápida circulación de balón para imponer su dominio en el encuentro.

No tardó el Llagostera en poner en práctica su estilo de juego, atacando constantemente la espalda de un Carles Mas superado por el agobio. En un balón bajado por Juanjo, Imaz remató alto en la primera gran oportunidad del encuentro. Pese a esta ocasión, el conjunto de Machín supo llevar el dominio del partido a su terreno, con un Pere Pons omnipresente, evitando más de un contragolpe con su ya habitual buen posicionamiento y anticipación. Tras alguna ocasión tímida por parte de Aday, Eloi Amagat tuvo el 0-1 en un lanzamiento desde la frontal bien detenido por René. De esa acción surgió un contragolpe local que terminó en un uno contra uno de Querol bien detenido con el pie por Becerra.

Los últimos minutos de la primera mitad fueron de mayor dominio local; quienes volvieron a rondar el gol en un centro de Imaz rematado de cabeza por Juanjo demasiado desviado. Aun así, no hubiera sido extraño que el Girona llegase al descanso con ventaja en el marcador tras gozar de dos buenas ocasiones antes de terminarse la primera mitad. En la primera, Mata peinó un lanzamiento de banda rematado por Cristian Herrera de chilena demasiado alto. En la segunda, una nueva asistencia del delantero madrileño no supo aprovecharla Javi Álamo, quien disparó desviado en una clara oportunidad.

Los problemas del Girona en defensa hicieron reaccionar a Machín, quien dio entrada a Richy (reaparecía tres meses después) por Carles Mas. Y no tardó en mover de nuevo el banquillo al dar entrada a Borja García, titular hasta la fecha, por Eloi Amagat, dando un paso hacia delante con el objetivo de lograr los tres puntos. La primera y clara ocasión, una vez más, fue para los locales con una media vuelta de Juanjo que salió demasiado desviada. La entrada de Borja proporcionó un mayor dominio para los visitantes, ante un partido que poco a poco se rompía para llegar a un intercambio de golpes con un vencedor incierto. Oportunidades tuvo el Girona para adelantarse en el marcador, pero los remates de Granell, Aday y Mata encontraron siempre las manos de René.

Entre medio de la cada vez más clara superioridad visitante, aparecía una jugada aislada del Llagostera para recordarnos que seguían con más vida que nunca. La tuvo de nuevo Querol, pero Becerra se hizo inmenso y despejó el peligro para entrar en una fase del encuentro donde el Girona bien pudo haber pagado dejar con vida al rival tras dos nuevas ocasiones de Mata. Un centro de Cristian Herrera al que no pudo llegar dentro del área pequeña con todo a su favor, y un remate de cabeza tras un preciso centro de Javi Álamo que terminó de forma inocente a las manos de René fueron el preludio de la mejor ocasión del encuentro y, posiblemente, la clave del partido.

Corría el minuto 72 cuando los hombres de Oriol Alsina malograron una clarísima oportunidad de adelantarse en el marcador. Un disparo de Samu de los Reyes impactó en el poste tras tocar en un defensor y el rechace terminó a pies de Chus Herrero quien remató por encima del travesaño. Machín quemó todas sus cartas al dar entrada a Clerc y la jugada le salió redonda ya que, de sus pies, salieron dos nuevas oportunidades para el conjunto visitante. Dos asistencias propiciaron un remate de Cristian Herrera demasiado cruzado, primero, e instantes después una volea de Borja García era bien detenida por René. Parecía imposible que el encuentro siguiera 0-0 y más aún, cuando Benja, aprovechando el único error de Richy, hacía intervenir a Becerra poniendo las manos a la cabeza entre el aficionado local.

Hasta que en el minuto 87, un forcejeo entre Aimar y Mata dentro del área termino en una pena máxima bien ejecutada por Granell y que daba los tres puntos al Girona. Un penalti muy discutido y que bien podría no haber sido señalado, pese a que minutos antes Javi Álamo había sufrido uno mucho más claro que no fue indicado por el colegiado. Una por otra y tres puntos más para un Girona que aún debió ver como Becerra sacaba un último disparo, esta vez de Pitu desde la frontal, y que ascienden a los de Machín muy cerca de la zona alta de la clasificación.

Tras cuatro victorias y tres empates en los siete últimos encuentros, el Girona acumula 15 de los últimos 21 puntos en juego y afrontará la visita del Mirandés del próximo sábado (18.00h), con la moral por las nubes y la ausencia de un Jaime Mata que vio una cartulina en el tramo final que le conlleva suspensión en un encuentro que puede significar el primer golpe serio sobre la mesa para aspirar a cotas más altas que la simple salvación.


La frase de Machín: “No tengo dudas sobre el penalti”.



Llagostera 0-1 Girona

Llagostera: René, Aimar, Chus Herrero, Escassi, Samu de los Reyes, Marcos Tébar (Tito, 54’), Pitu, Querol, Imaz (Fofo, 67’), Juanjo y Natalio (Benja, 59’).

Girona: Becerra, Aday, Kiko Olivas, Lejeune, Mas (Richy, 45’), Javi Álamo (Clerc, 74’), Pere Pons, Granell, Eloi Amagat (Borja García, 53’), Cristian Herrera y Mata.

Goles: 0-1 Granell (p) (87’).

Árbitro: Munuera Montero (Comité Andaluz). Amonestó a los locales Aimar, Escassi, Querol, Fofo y Juanjo y a los visitantes Javi Álamo, Clerc, Borja García y Mata.

Incidencias: 27 jornada de la Liga Adelante. Municipal Palamós-Costa Brava. 2.628 espectadores.



0 comentarios:

Publicar un comentario